Google, viajes y el problema de las búsquedas

Google Maps

Ayer los CEOs de las principales compañías tecnológicas testificaron frente al Congreso estadounidense dentro de las audiencias preliminares sobre investigaciones relacionadas con denuncias acerca de oligopolios y de bloqueo de la competencia. Y en ese marco apareció una nota en The Markup que analiza la presentación de las búsquedas en Google realizadas desde los móviles. El resultado es impresionante: 41% de los resultados dirigen directamente a propiedades de Google. Si nos quedamos con la vista inicial, sin hacer scroll -es aproximadamente el 15% de la página total- el 63% de los resultados van a propiedades de Google.

Ya sabíamos desde hace un tiempo que el 50% de los resultados de Google no producen clics hacia terceros sitios. Ya sea porque te envía a otra propiedad de la empresa, o porque la respuesta está en la misma página de búsqueda. ¿Por qué Google impulsa tanto sus propiedades? Porque la publicidad en sus sitios le da una rentabilidad cinco veces mayor a los avisos que aparecen en sitios de terceros -por ejemplo, los que están en el programa Adsense, que cada vez genera menos para sus asociados.

Pero uno de los puntos que más nos interesa de la nota de The Markup tiene que ver con el mercado de viajes. Ya desde hace varios años Google viene impulsando las búsquedas ligadas a viajes, en particular de pasajes y hoteles. Para ello ha creado una serie de portales verticales, como Google Flights y Hotels, últimamente reunidos bajo el paraguas de Google Travel. La nota cuenta como el CEO y fundador de Chipmunk, Adam Goldstein, comenzó a observar que cada trimestre Google enviaba menos visitas a su sitio, que era un buscador de ofertas de viajes. Como cada trimestre los números eran peores, optaron por vender, ya que la rentabilidad de sus servicios era cada vez menor. El comprador de Chipmunk, Concur, cerró el sitio en enero. La nota de The Markup también señala que TripAdvisor considera el tráfico que Google está enviando hacia sus propiedades en lugar de a terceros es uno de los principales problemas de su mercado.

Lo más notable es que Google está compitiendo, al menos parcialmente, en tráfico con algunos de sus mayores anunciantes. Expedia y Booking, por ejemplo, gastaron cerca de 6 mil millones de dólares el año pasado en avisos en Google.

Desde ya, el tema viajes es sólo un ejemplo. El problema de fondo es que Google cada vez concentra más resultados hacia sus propiedades, mientras otros sitios reciben menos visitas. Y no es algo que se pueda solucionar con más trabajo de posicionamiento. Simplemente los usuarios no te ven.

Ya comentaste?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: