Verano = liviano

Cuando llega el verano, un sentido común parece imponerse como obvio: es época para cosas livianas, que no preocupen, que no tengan demasiada exigencia para nuestro intelecto. Así, hay que…