Motorola G200

Video hasta 8K; conexión con el televisor vía Ready For; y una cámara que produce fotos con colores más realistas, algunas de las novedades del Motorola G200.

La línea G de Motorola normalmente estaba reservado a los teléfonos de gama media premium, con precios ago más altos que el promedio pero con funcionalidades que se acercaban bastante a los modelos más caros. Pero con el G100 Motorola subió la apuesta y acercó a la línea G muy cerca de los Edge, que por ahora es la línea premium. El G200 continúa esa tendencia al ofrecer algunas prestaciones orientadas a los teléfonos de mayor precio.

Para viajes, el G200 viene en una versión, que fue la que pude testear, que contiene un cable USB a HDMI y un control remoto para manejar la conexión del teléfono con la TV. La plataforma Ready For ya estaba presente en modelos anteriores, pero en este punto adquiere una mayor funcionalidad. Podemos conectar el G200 con el televisor para videoconferencias, jugar videojuegos, y contar con un escritorio tipo PC. Para hacer más sencillo el manejo recomiendo además sumar un teclado Bluetooth, que deberán conectar al teléfono -lo mismo pasa con el control remoto. Es una buena solución para utilizar por ejemplo en hoteles, sin necesidad de cargar una notebook sólo para cosas básicas como realizar videoconferencias.

Foto y Video

La cámara principal del G200 es de 108 megapíxeles, pero el modo más usual de usarlo es en Ultrapixel, que produce imágenes de 12 megapíxeles, que ya es un tamaño poco usual para las publicaciones en Internet.

A diferencia del G100, en este modelo Motorola ha optado por un filtro de colores menos agresivo y más realista. En el caso del G100 a veces la paleta de colores aparecía como demasiado saturada. Aquí tenemos una versión más realista. Aunque el modo HDR a veces genera contrastes demasiado marcados entre figura y fondo, y en el caso de las fotografías nocturnas los colores pueden salir un poco apagados.

Uno de los puntos más interesantes del G200 tiene que ver con la parte de video. La lente principal tiene estabilizador óptico, como ya vimos en modelos anteriores, pero aparecen algunas novedades. La primera es el HDR10, que sólo funciona con la grabación en 4k a 30fps. Y hay más: puede grabar hasta en 8K a 24fps, una resolución que normalmente se encuentra sólo en modelos de gama alta.

Extras

Punto interesante: el cargador rápido de 33W permite cargar la mitad de la batería, que viene en los ya estándar 5000mAh, en no más de media hora. Con la batería al 100% -el tiempo de carga total anda por la hora y veinte- Motorola estima que el teléfono debería funcionar 36 horas sin problemas, aunque si tienen la pantalla encendida mucho tiempo seguramente será algo menos. Pero incluso con un uso intenso deberían poder usar el G200 por 24 horas sin necesidad de recarga.

No tiene jack para auriculares, así que estarán obligados a usar modelos Bluetooth. Aunque el sonido ha mejorado mucho por el lado inalámbrico, sigo sin ser fan del tema batería: demandan energía del teléfono y además hay que cargar los auriculares.

Aunque la carcasa es de plástico, hay un buen trabajo en que el aspecto sea más sofisticado, algo traslúcido y con bordes redondeados. No tiene un aspecto de teléfono económico.

Conclusiones

Para viajes hay varios puntos interesantes. La función Ready For nos permite usar el teléfono para editar contenidos y realizar videoconferencias con el televisor como monitor. Algo muy útil si no contamos con una notebook, ya que posibilita usar televisores de hoteles o de la casa donde nos hospedemos.

En el caso del video, cada vez más central en cualquier estrategia de publicación, el G200 puede grabar hasta en 8K, y cuenta con estabilizador óptico en su lente principal. Sumen a eso un cámara de fotos que produce imágenes más realistas y de gran tamaño, lo que facilita la edición posterior.

Participa en la conversación

1 comentario

  1. Interesante las especificaciones del Motorola G200

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.