YouTube y la máquina de quemar youtubers

En los últimos meses aparecieron varias notas en los medios referidos a los creadores de contenidos en su plataforma. O sea, sobre los youtubers. Primero fueron los escándalos de PewPewDie y Paul Logan, que llevaron a muchos anunciantes a suspender sus campañas. Pero luego vino otro tema: la aparición rutinaria de notas sobre youtubers que, a pesar de tener millones de seguidores, optaban por abandonar la plataforma por la imposibilidad de seguir ese ritmo de producción

Por ejemplo, a principios de septiembre The Guardian contaba como una extensa serie de youtubers dejaban de publicar debido a que estaban agotados por las exigencias de YouTube. Es que si no publican de manera frecuente, el algoritmo los hará aparecer cada vez menos en las búsquedas y en las colas de videos que se reproducen de manera automática. Y a menor exposición, menor ingresos por publicidad. La Vanguardia también se ocupaba del tema desde una óptica similar, pero con más foco en el youtuber más conocido en ese país, El Rubius. En estos días la lista de abandonos siguió, y algunos comenzaron a criticar al decisión de YouTube de lanzar la película de Paul Logan, a quien habían quitado de su programa de publicidad. 

Es interesante ver como en otros países se creó toda una comunidad de youtubers con muchos seguidores, en varios países de América Latina esa lista es bastante corta. En buena parte porque por estos lados no es tan fácil ingresar al programa de publicidad con el que Youtube comparte más de los ingresos de publicidad. Algo que requiere que nuestra audiencia sea realmente muy importante. 

La gran pregunta es: ¿está cuidando Youtube a sus creadores de contenidos? Puede no parecer una pregunta tan relevante. Se podría decir que detrás de cada youtuber famoso que abandona hay 100 que están peleando por llegar hasta ese lugar. Pero no es un tema tan simple. Mientras construir un influenciador en Instagram no es una tarea tan ardua, tener un equipo de creadores con millones de seguidores en Youtube implica una inversión importante de tiempo y recursos. Es bastante obvio que la plataforma quiere monetizar esa presencia, y por eso les ofrecen un mejor acuerdo publicitario, pero parece que las exigencias en cuanto a nivel de producción son demasiado elevadas como para sostener la permanencia de al menos buena parte de ese equipo en el mediano plazo. 

Al menos por ahora YouTube a logrado neutralizar de manera más simple de lo esperado las amenazas a su posición dominante en el mercado de videos en Internet. Facebook no acierta con la estrategia. Ni Facebook Watch ni InstagramTV tienen demasiado suceso. Al menos a la hora de construir comunidades alrededor del video, el dominio de Youtube es claro -en el contenido premium Netflix se queda con el primer lugar, mientras Google ha visto fracasar YouTube Red. Pero las exigencias desmedidas a sus creadores debería llevar a Google a replantearse parte de sus estrategias. O se decanta por más variedad de creadores de contenidos con audiencias menores pero más segmentadas, o busca la forma de mantener a mediano plazo a los que tienen públicos masivos. 

 

Anuncios

Un comentario sobre “YouTube y la máquina de quemar youtubers

  1. Interesantes reflexiones.

    Hay que tener en cuenta que Youtube aún está en pañales y que los youtubers que no apliquen SEO en sus respectivos canales se van a quedar en el camino.

    Youtube va a tender a convertirse cada vez más en un “Google de vídeos” para tratar de responder de la mejor forma posible al usuario, o eso pienso yo ;)

Ya comentaste?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.