En la última década, Mar del Plata ha ganado mucho espacio como uno de los mercados productores de cerveza artesanal. Otras ciudades también han crecido mucho, como el caso de La Plata, como contamos cuando visitamos Picurba, algunos meses atrás. Pero uno de los puntos que diferencian a Mar del Plata es la presencia de Antares, una marca que ha logrado expandirse por todo el país gracias a sus franquicias y a que su cerveza llega a muchos supermercados.

En la reciente visita a Mar del Plata pudimos pasar por algunas cervecerías y bares multimarca, en donde se sirven cervezas locales. Por ahora hay que ir por la ciudad, porque salvo Antares, prácticamente ninguna del resto de las marcas de la ciudad embotella. Nuestro recorrido incluyó la fábrica de Antares, Ogham y Amarre. Aunque las dos primeras fabriquen, en sus bares también se pueden conseguir cervezas de otras marcas. Es una tendencia interesante, ya que fábricas más pequeñas pueden usar los canales de comercialización de marcas establecidas en el mercado.

La otra tendencia interesante es la producción de cervezas en barricas que antes se usaron para otras bebidas. Un ejemplo es Centinela, de Antares, una Barley Wine añejada por unos tres meses en barricas de roble francés, y que antes se usaron para whisky. El resultado es una cerveza de gusto fuerte, de 14 grados de alcohol, y con notas que desde ya hacen recordar al whisky. Es una cerveza interesante por lo inusual, pero para los fans de las IPA, como en mi caso, la preferimos con un poco más de amargor.

Cervecería Antares (fábrica), Mar del Plata

Cervecería Antares (fábrica), Mar del Plata

En el paso por Antares pudimos recorrer la fábrica, para conocer como se produce la cerveza que luego se envía a las franquicias o se embotella. La marca está construyendo una segunda fábrica en el Parque Industrial de Mar del Plata, con el fin de abastecer de cerveza a los nuevos bares que se van a abrir este año y el próximo. Cada año se suman 10 franquicias nuevas, ya que por ahora no tienen capacidad para hacer crecer la producción más allá de esos volúmenes. Además de las variedades tradicionales, probamos la IPA de Antares, que mejoró mucho desde las primeras versiones que tomé hace algunos años. Y de paso probé una American IPA de Juguetes Perdidos, otro productor de Castelar, que sigue la tendencia a cervezas con más amargor e intensidad de sabor. La sorpresa fue la [email protected]é, una porter con mucho sabor a café y algo de chocolate gracias a su tostado. Me hizo recordar mucho a la Nitro Café que probamos hace unos meses en Barranco Beer Company en Lima. Una buena cerveza para cerrar la noche, o acompañar dulces.

Cervecería Antares (fábrica), Mar del Plata

Cervecería Antares (fábrica), Mar del Plata

Sobre el tema IPAs, consulté a la gente de Antares sobre la razón de que aún no se embotelle. Y el gran problema es que no tienen capacidad de producción para dar ese salto. Por un lado, la demanda de los locales. Por otro, que el lúpulo que se usa para IPA es importado, ya que el local más bien apunta a la producción en masa. De todos modos, ya hay en marcha emprendimientos ligados con la producción de lúpulo en la zona de Mar del Plata, que están más orientados a la cervecería artesanal.

Cervecería Ogham

Cervecería Ogham

De Antares pasamos a Ogham, una cervecería que produce 6 variedades, entre ellas IPA, Porter, Honey Beer y Red Ale, entre otras. Pudimos probar la última, una cerveza de cuerpo medio, que está muy bien para los que buscan comenzar a ir hacia sabores que se alejen de las cervezas mas suaves.

Cervecería Ogham

Cervecería Ogham

Por último, pasamos por Amarre, un bar multimarca donde van a tener la oportunidad de probar diferentes marcas de cervezas artesanales argentinas. Allí probé una Session IPA de Cheverry. Se trata de una India Pale Ale de menor graduación alcohólica y de un amargo un poco menos intenso. Interesante como introducción al mundo de las IPAs para quienes no lo conocen tan bien.

Cerveceria Amarre

Cerveceria Amarre

Hay muchas más opciones, desde ya, en Mar del Plata. La entrada resume nuestro recorrido. Si quieren hacer más sugerencias, por supuesto pueden hacerlas en los comentarios. Nos quedaron varias cervezas sin probar, claro, pero ya habrá una nueva oportunidad :)

La visita a Mar del Plata se realizó del 1 al 3 de julio por invitación del Ente de Turismo de Mar del Plata.

Anuncios