Hotel Diplomatic

En los últimos años, el crecimiento de la participación de mercado de las tablets y smartphones ha logrado que los viajeros lleven consigo varios dispositivos con conexión a Internet. Y también han facilitado el consumo de multimedia, como el caso de los videos en Youtube, por lo que cada vez se demanda más ancho de banda. Un punto sensible para los hoteles, que ven que las exigencias para sus redes inalámbricas crecen rápidamente, y se suman a las necesidades de los huéspedes que usan la conexión a Internet para trabajar. Y, claro, más demanda de conectividad a Internet, más gasto para los hoteles.

De acuerdo a una nota de USA Today, algunos establecimientos hoteleros en Estados Unidos han comenzado a ofrecer una “conectividad premium” por un costo extra, mientras mantienen el servicio gratuito de WiFi. La argumentación es que, al menos en el corto plazo, todo parece indicar que los viajeros van a cargar dispositivos cada vez más demandantes de ancho de banda.

La “solución” de la conectividad premium puede ser bien vista por los viajeros corporativos, que requieren de muy buena calidad de conexión. Pero puede tener una consecuencia negativa: llevar a la conexión WiFi gratuita de los hoteles a proveer un ancho de banda mínimo, que actúe como un aliciente para que los huéspedes opten por pagar por la conectividad premium.

Más sobre el tema en USA Today.

Anuncios