Té en Gaiman

De la visita del año pasado a Chubut, también me había quedado otro lugar sin visitar: Gaiman, una localidad cercana a Trelew, y que es conocida por su tradición galesa de casas de té y la calidad de sus tortas. Pero en el paseo de algunas horas encontramos que hay otros puntos interesantes para recorrer en el lugar.

En primer lugar, si llegan a Gaiman desde Trelew, el micro los dejará en la plaza central. Si bien allí hay una casilla de informes de Turismo, se encuentra cerrada en temporada baja. Para encontrar la Oficina de Informes, retroceden dos cuadras y media hasta la calle Belgrano, y doblan a la izquierda, una cuadra y media. Allí les darán un folleto bastante completo, con mapa e indicaciones de puntos panorámicos, casas de té y otras informaciones -por desgracia, no lo encontré en la Página Web de la Municipalidad. Tema transporte: el viaje entre Trelew y Gaiman cuesta 5 pesos en la empresa 28 de julio. Justo en estos días se impuso el sistema de pago por tarjeta o monedas, así que consulten en la boletería. En nuestro caso, le pagamos al chofer y nos prestó su tarjeta para poder sacar el boleto. Desde Puerto Madryn, donde nos encontrábamos, hay una hora de viaje a Trelew, y el boleto cuesta 14,50 pesos (al momento de escribir esta entrada, el dólar cotizaba en Argentina a 4,24 pesos).

Justo al lado de la Oficina de Informes, hay dos puntos interesantes. Uno es el viejo túnel del ferrocarril, y que hoy se usa como paso peatonal. Es bastante largo, y realmente muy oscuro, sin ninguna iluminación artificial. Basta quedarse un rato en la oscuridad para distinguir la salida (el túnel hace una curva). El otro es el camino hacia el mirador, que les dará una vista hacia el valle donde se encuentra situado Gaiman.

El valle

Además de estos puntos, a unos 8 kilómetros de Gaiman y en camino a Dolavon, tienen el Parque Paleontológico de Bryn Gwyn. Y en el mismo Gaiman tienen un circuito que se puede hacer a pie, con visitas a museos y casas históricas. Pueden encontrar más referencias sobre ellos en la página de atractivos turísticos de la Municipalidad de Gaiman.

Pero el punto más famoso de Gaiman son sus casas de té, creadas a partir de la tradición de los primeros habitantes del lugar, los colonos galeses que llegaron a la zona hacia fines del siglo XIX. En nuestro caso optamos por ir a Ty Gwyn, pero en el mapa que les dan en la Oficina de Informes tienen indicadas todas las alternativas. Algunas de ellas sólo abren los fines de semana.

Té y tortas

En el caso de Ty Gwin, el té incluye porciones de las tortas tradicionales del lugar (galesa, selva negra, de crema, de dulce de leche, de manzana y de nuez). Son todas realmente muy ricas, y vienen acompañadas por pan casero blanco e integral con manteca, más scones. Es el “menú” estándar para todo el mundo; así que sólo tienen que sentarse en la mesa y esperar que traigan las fuentes y el té. Es mucha comida, pero pueden llevarse lo que no consuman en el lugar, y alegrar el desayuno del día posterior. Pueden llenar la tetera cuantas veces quieran, sobre todo si quieren el té muy caliente. Cuesta 70 pesos por persona (menos de 18 dólares), y realmente vale la pena como experiencia de una merienda realmente deliciosa.

Desde ya, si quieren recomendar otras casas de té o atractivos turísticos en Gaiman, pueden hacerlo en los comentarios. La verdad es que valdría la pena volver para hacer una recorrida por las casas de té :)

Debajo, el álbum de fotos con algunas de las imágenes que tomé en Gaiman.

Anuncios