Machu Picchu

Hace algo más de una semana, el Congreso peruano aprobó una ley que declara como “necesidad pública y prioritario interés nacional” la construcción de una carretera a Machu Picchu, y que pasará por Santa Teresa y Santa María. La ley fue publicada ayer bajo el número 29584.

Ahora, no se emocionen tan rápido; tras esta declaración, el Estado peruano deberá comenzar con los estudios, licitación y construcción, por lo que todo el proceso va a tomar algún tiempo.

La principal razón para la construcción de la carretera responde a una necesidad que se vio claramente en las inundaciones de enero último, y que dejaron a miles de turistas varados en Aguas Calientes: si las vías del tren se interrumpen, no hay forma rápida de evacuar personas de la zona.

Y aunque es muy preliminar, se pueden decir al menos dos cosas. La primera es que una carretera terminaría con el casi monopolio del tren para llegar a la zona de Aguas Calientes. Digo “casi” porque algunos turistas llegaban a través de la llamada “ruta alternativa“, aunque la mayoría de los visitantes usaban el tren, o iba por el Camino del Inca. Dos, las autoridades peruanas tendrán que analizar nuevas formas de cumplir con el límite de 2500 turistas diarios que podrán ingresar a Machu Picchu. ¿Comprar la entrada con anticipación, como el caso del Camino del Inca? Veremos que pasa en los próximos meses.

Anuncios