Rewarded for Flying Coach: una de esas notas que habían quedado olvidada en mi lista de favoritos, pero que aún vale la pena compartir. En Estados Unidos, de acuerdo a The New York Times, algunas compañías han comenzado a ofrecer a sus empleados que deben viajar por negocios pasar de clase ejecutiva a turista. ¿Y cómo los convencen? Les ofrecen la mitad de lo que la compañía ahorra en el boleto, que desde ya es la diferencia entre business y turista. La oferta se da en particular en trayectos no tan largos, aunque no suele ser una opción para recorridos a Asia, por ejemplo.

Anuncios