Unclaimed

Mal de muchos, consuelo de tontos, dice el ya muy conocido refrán. Allá por 2007, contamos en este blog sobre los problemas por robo de valijas en aeropuertos de España y Argentina. En ambos casos, los equipajes de los viajeros eran abiertos por aquellos que debían revisar que no llevaran nada sospechoso, y elementos valiosos como cámaras y notebooks eran sustraídos.

Pero parece que el tema no se limita a Argentina y España. En Estados Unidos, desde 2004 la Transport Security Administration (TSA), encargada de la seguridad en los aeropuertos, despidió a 465 empleados por incidentes relacionados con robos en equipajes. En 2005, la agencia tuvo que pagar 3 millones de dólares en compensaciones por los elementos faltantes en las valijas, aunque esa cifra habría caído a menos de un millón de dólares en 2008.

Parece bastante obvio decirlo, pero si todavía tienen la costumbre de enviar cosas valiosas o productos electrónicos en las valijas que van a carga, mejor que vayan revisando esas actitudes. Me parece que vamos a necesitar mochilas y carry on cada vez más grandes… Más sobre el tema en The New York Times. La imagen que abre la entrada fue tomada por Chor Ip y publicada en Flickr bajo licencia Creative Commons Attribution.

Anuncios