TGV

Un pasajero de un tren de alta velocidad en Francia tuvo un problema al ir al baño: se le cayó su celular dentro del inodoro. Sin dudarlo, metió la mano para recuperarlo, pero con la mala suerte que el sistema de succión de aire le atrapó el brazo. Lo tomó dos horas a los bomberos sacarlo del lugar, y a pesar de todo el trabajo, tuvieron que llevarlo al hospital con el brazo metido dentro del inodoro.

Antes, cuando la gente sólo llevaba al baño el diario o un libro, estas cosas no pasaban… El suceso ocurrió el domingo a la noche en el TGV, un tren de alta velocidad, que une La Rochelle con París.

La noticia, en BBC News (visto en Budget Travel).

Anuncios