Hace un par de semanas comentábamos que Estados Unidos es uno de los pocos países en el mundo en el que el turismo está prácticamente estancado desde 2000, en particular en turistas internacionales. Buena parte de las responsabilidades de ese mal desempeño se debían al endurecimiento de los procesos de otorgamientos de visas, así como las estrictas revisiones en los aeropuertos.

Y se pueden agregar más datos al tema. De acuerdo a lo que publica Hospitality.net, las 15 ciudades más visitadas de Estados Unidos reciben un 20% menos de turistas extranjeros que en 2000. Para evaluar el impacto de esta caída, se entrevistó a 25 alcaldes, entre los que se encontraban quienes gobiernan las 20 ciudades estadounidenses más populares para el turismo extranjero. Los datos: el 96% de los entrevistados cree que la caída en la cantidad de turistas se debe a la menor cantidad de visas otorgadas; el 80% afirma que el hecho de no saber si te permitirán el ingreso al país a la hora de hacer los trámites de entrada en el aeropuerto ahuyenta a muchos turistas extranjeros; y el 76% estima que el tratamiento poco amable que los funcionarios de migraciones les dan a muchos visitantes extranjeros es otra de las razones para explicar la menor afluencia de turistas.

Y es que la llegada de los turistas internacionales es realmente indispensable para muchas ciudades de Estados Unidos. Por ejemplo, el 18% de los visitantes a New York eran extranjeros, pero representaron el 45% de los dólares gastados el año pasado.

El trabajo fue encargado por Travel Business Roundtable, una organización que está conformada por actores del sector turístico estadounidense, y realizado por Tourism Economics.

Anuncios