Desde hace varios años el turismo viene creciendo a buenas tasas en todo el mundo. Pero Estados Unidos es una de las excepciones. Y como marcan en una nota de Los Angeles Times que publica en su edición de ayer el diario argentino Clarín, la gran razón es el endurecimiento de las condiciones de ingreso a ese país, tanto a la hora del otorgamiento de visas como en los trámites de entrada en los aeropuertos. Las historias de viajeros que la han pasado mal al llegar a Estados Unidos abundan, y por ello muchos viajeros optan, a la hora de las vacaciones, a ir a lugares donde haya menos problemas.

Desde 2000, la cantidad de viajeros que llegaron a Estados Unidos está estancada en 50 millones, cuando desde hace varios años el resto del mundo crece un promedio del 6%. ¿Cuántas pérdidas más soportará la industria turística estadounidense hasta que sus representantes tomen alguna medida para alentar la llegada de turistas?

Anuncios