En las próximas semanas Lonely Planet publicará The Lonely Planet Guide to Experimental Travel, una guía destinada a los viajeros que quieren liberarse del turismo convencional y desean “perderse” en la experiencia de recorrer ciudades y lugares. Por ejemplo, dedicar dos días de nuestra estadía a recorrer el aeropuerto, y ver como los demás se apuran en salir de él. O salir de viaje sin nada de dinero, para visitar un lugar del que no tenemos ninguna referencia -y donde incluso sería mejor que tengamos limitadas capacidades de comunicación en la lengua local. Otra idea: hacer dedo (o tirar dedo, o pedir un aventón) de la manera más lenta. Por ejemplo, ir con la mochila cargada a la autopista más cercana, con un cartel que indique que viajamos a un lugar muy lejano. Por ejemplo (y estas son las ciudades que usan en Latourex como sinónimos de “lejanas”) “Buenos Aires o Shangai” (si a alguien le quedaban dudas acerca de si Argentina quedaba en el culo del mundo, ya tendrá menos dudas). Como verán, una idea de hacer “divertidos” los recorridos turísticos y de paso conocer lugares nuevos, al no repetir los comportamientos tradicionales del turismo, o saltear la clasificación espacial que ha hecho la industria.

Como plantea Mark Eadie en Single Planet, esto significa que Lonely Planet está editando un libro que básicamente se posiciona contra todo lo que ha venido publicando hasta ahora. Porque al fin y al cabo una guía puede ser muy útil, pero a la larga, por más amplia que sea, termina empaquetando la experiencia de viaje en recorridos prefijados y obvios.

Por ello, Mark sugiere algunas nuevas guías para Lonely Planet, ya que parece que se están quedando sin ideas. Por ejemplo, The Lonely Planet Guide to Making Money from Publishing, o The Lonely Planet Guide to Incorrect Lonely Planet Maps, o The Lonely Planet Guidebook to Getting Off the Beaten Track. Yo que Mark registraría las ideas, porque en cualquier momento Tony Wheeler publica alguna de estas guías :). Y hay más en otra entrada de Single Planet.

Si quieren saber un poco más sobre el tema del turismo experimental, pueden ver en Latourex.

Por cierto, no puedo dejar de agradecer a Mark la mención de Blog de Viajes y Zirma que hizo en su blog.

Anuncios