Blog de Viajes

El primer blog de viajes de Argentina, desde octubre de 2003

Algunas apreciaciones sobre el IV Encuentro de Turismo Cultural en Río Grande, Tierra del Fuego

Natalia Delfino (prometo que cuando vuelva de las vacaciones me ocupo de tu tesina, en serio :)) y Germán Pikas estuvieron el mes pasado en el Congreso de Turismo Cultural que la gente de Naya organizó en Río Grande, Tierra del Fuego, en la región más austral de la Argentina. Y armaron un texto sobre sus impresiones acerca del congreso, y además, claro, se dedicaron a pasear y sacar fotos. Ya ven, no todo en la vida es pensar y estructurar el mundo en relaciones. Me cedieron gentilmente el texto y sus fotos para que las comparta con ustedes.

El primer encuentro de Turismo Cultural de la región de Patagonia se realizó en la ciudad de Río Grande y se llevó a cabo los días 4, 5 y 6 de noviembre. Organizado por la Municipalidad de Río Grande y NAyA (Noticias de arqueología y antropología), apoyado por el Ministerio de Educación y Cultura y de Turismo, Medio Ambiente de la provincia de Tierra del Fuego y por la Secretaría de Turismo de la Nación, asistieron al evento expositores, asistentes, trabajadores municipales, guías turísticos, investigadores y profesionales del campo turístico.

El presidio de Ushuaia, o la Siberia Argentina

En primer lugar, se planteó un conflicto constitutivo atinente al turismo sustentable: cómo hacer converger la planificación turística elaborada por el Estado, el sector privado, la diversidad cultural local, el medio ambiente y el turismo. El derecho de las minorías, la diversidad cultural, el aprovechamiento económico de los derechos patrimoniales, el impacto del turismo en el medio ambiente, la mayor calidad de vida, la relación del turismo con el ámbito laboral, la cuestión del patrimonio tangible e intangible, entre otros, fueron los puntos de interés que se dispararon a partir de la problematización de la idea de turismo sustentable.

Profundizar sobre esta cuestión también supondría problematizar acerca del modo especifico en que opera el Estado – principio de jerarquía, productor de políticas culturales, agente de poder performativo, entre otras acciones- y su directa relación con el sector privado. Juego de intereses compartidos y negociados, que inciden en el desarrollo de la industria turística. En este proceso, se construyen espacios turísticos, y se modelan identidades colectivas. Por lo tanto resulta de trascendental importancia pensar en las formas políticas de representar y de administrar un destino turístico, y en el modo en que se priorizan determinadas significaciones, grupos sociales, o enclaves turísticos sobre otros, transparentando procesos de inclusión y exclusión del campo de lo representable y lo visible.

Vista panoramica del parque nacional de Tierra del Fuego

Un ejemplo de lo antedicho es la forma en que el Estado legaliza y beneficia a los grandes operadores turísticos por sobre los pequeños y medios emprendedores a partir del funcionamiento de las entradas y salidas de los micros y combis al Parque Nacional Tierra del Fuego. De acuerdo al testimonio de una trabajadora para el campo turístico, chofer de una de las combis, las ordenanzas municipales favorecen a los grandes operadores turísticos porque las entradas de las combis están confinadas a horarios puntuales y acotados, de lo contrario se los multa. En cambio, los micros de los grandes operadores pueden entrar y salir libremente del Parque con grandes contingentes de turistas, absorbiendo y concentrando la actividad y el capital. Las excursiones de los grandes operadores se centran el recorrido del parque en el micro con guías que explican y sitúan al turista en el lugar, haciendo paradas en ciertos puntos de interés turístico como es la Bahía Lapataia o el Tren del Fin del Mundo ejerciendo una sintaxis sobre el espacio.

En segundo lugar, y como otro de los tópicos salientes, fue el debate centrado alrededor de la cuestión de la identidad. Concepto que fue abordado con poco anclaje en la teoría y con un sesgo esencialista. Se hizo mención de la reivindicación de los derechos indígenas, en reconocer la identidad fueguina, sus raíces, el arte, la valorización del pasado con cierta nostalgia sustentada en el mito de la arcadía primitiva. El abordaje del concepto de identidad se postuló bajo el planteo de que el turismo no debe vender identidades, y que la falsificación de la cultura distorsionaba el producto autóctono en pos del comercio turístico, articulándose estos enunciados con la idea de depredación y expropiación. El abordaje esencialista se centró en definir, fortalecer y producir lo propio y posteriormente llevar a cabo el contacto con el turismo. Las preguntas que circularon giraban alrededor de ¿qué queremos ser? ¿Qué queremos mostrar? ¿Qué queremos consumir? ¿Qué le queremos mostrar al turismo?

Arboles del Parque Nacional de Tierra del Fuego

La ausencia en los planteos de la relación desigual con el otro y el poder como productor de identidades hizo que de los análisis aparezca expulsado el conflicto constitutivo del que el turismo es parte. Este olvido de la pregunta por el poder redujo las cavilaciones alrededor de las problemáticas de la identidad, y del turismo en general, a una suerte de sentimiento de culpa por lo no-hecho, a una cuestión de concientizacion y de cierto voluntarismo individual. Justamente, la operación del poder -incorporación y naturalización en el sentido común- es que no se dude de su efectividad, y que el sujeto vincule toda disfunción con errores propios.

La reivindicación romántica de un pasado unitario, primitivo borra las huellas de las gramáticas históricas de producción de la identidad. Como si esta pudiera formarse esencialmente independiente de los otros, quiénes constituyen positiva y conflictivamente el nosotros. La reflexión sobre la identidad es necesario pensarla, en pos de recuperar la dimensión hegemónica en que se estructura una sociedad, en su radical contingencia: afirmando así su carácter inestable y relacional. Circunscribir en términos teóricos el turismo cultural, la identidad y el poder hubiera permitido reflexionar con detenimiento los ejemplos prácticos que los expositores sumaron al encuentro.

Anuncios

próximo puesto

Atrás puesto

1 Comentario

  1. Maximiliano Diciembre 4

    Hola Jorge:

    El texto de Natalia y Germán sobre el Encuentro sobre Turismo Cultural en Tierra del Fuego me parece por demás muy interesante. Felicitaciones a los dos.

    En relación a la convergencia de las políticas turísticas gubernamentales y privadas con la diversidad cultural local, el medio ambiente y el turismo, ¿cuáles fueron los puntos de convergencia encontrados?, ¿Cuáles fueron las aristas de conflicto?, ¿Qué sugerencias de conciliación se señalaron?

    Otros aspectos abordados en el Encuentro acerca de los cuales me gustaría tener un poquito de más información son:

    – la cuestión del patrimonio tangible e intangible

    – el aprovechamiento económico de los derechos patrimoniales.

    – formas de administrar un destino turístico, éste último punto, sobre todo, me parece por demás interesante como punto de partida para la reflexión y el análisis acerca de cómo las políticas turísticas gubernamentales y privadas pueden resquebrajar completamente, y en el muy corto plazo, la identidad cultural de regiones enteras, con la simple promoción de un destino turístico enclavado en esas regiones.

    Aquí, en mi país, hace unos 10 años se empezó a desarrollar turísticamente una región del sur del país, dedicada, hasta ese momento, a la agricultura y la ganadería. En ese entonces, la tierra, en el área de influencia de las recién instaladas empresas turísticas, era muy barata; en estos 10 años su valor se ha incrementado escandalosamente alrededor del polo turístico que sigue creciendo y que ha atraído a un enjambre de inversionistas extranjeros que son los únicos que pueden pagar esos precios, y a estas alturas ya la región parece un pequeño estado extranjero (con sus tradiciones y costumbres) dentro del territorio nacional.

    ¿Qué ideas se trabajaron en el Encuentro en relación a este problema (?)

    Otro problema (?) de los destinos turísticos es el rápido empoderamiento de los mismos por parte del narcotráfico ¿No se abordó este problema (?) en el Encuentro?.

    Bueno, de nuevo felicitaciones por la reseña del Encuentro, sólo nos quedamos esperando ver algunas de las fotos, ah y si es posible correos de los guías turísticos que participaron en el Encuentro.

    ¿Es posible contar con la memoria digitalizada del Encuentro?.

    Hasta pronto.

    Maximiliano

© 2017 Blog de Viajes

Tema de Anders Norén