Impresiones montevideanas III

Montevideo luce bastante revolucionada hoy, en medio de las elecciones internas de los partidos políticos, hechas un poco al estilo de las primarias estadounidenses: todas las agrupaciones deciden el mismo día sus candidatos, y cualquier ciudadano puede participar en una votación partidaria. Si bien la ciudad luce empapelada de boletas de los partidos Nacional, Colorado y Frente Amplio, me llamó la atención como el poder de convocatoria crecía a medida que me movía hacia los suburbios de la ciudad. De hecho, en la mañana estuve en el barrio del Cerro, donde se encuentra la fortaleza desde donde se puede apreciar toda la ciudad. Allí, la presencia de las banderas blancas, azules y rojas del Frente eran abrumadoras.

Por cierto, hice muchas fotos hoy en el Cerro, aunque por desgracia había mucha niebla y no se veía todo lo bien que me hubiera gustado. Apenas estén publicadas aviso.

Ahora, domingo a la noche, la ciudad viaje luce totalmente desierta y hundida en la niebla, lo que le da un aspecto muy fantasmal. Hasta el Fun Fun está cerrado. De todos modos, en unas horas estoy volviendo a Buenos Aires con un par de cervezas Patricia y un vino Tannat. Aún así, todavía estoy a tiempo de tomar alguna Pilsen más y dar una última vuelta por la 18 de julio antes de ir para Tres Cruces, la estación de micros de Montevideo.

Written by: