Vacaciones

¿Es el viaje una experiencia de ruptura con el entorno cotidiano? Para el actor social, esto parece indudable. Irse de viaje, de vacaciones -a veces esas frases son usadas como sinónimos en la vida cotidiana- es una forma de alejarse de la rutina laboral. Así, para el agente su experiencia de traslado hacia otro lugar puede ser vista como contrapuesta a su vida diaria.

Como ya he dicho alguna vez en otros posteos, en tanto analistas sociales, jamás damos por verdadero aquello que dice el agente. Más bien, tomamos esas palabras, las contextualizamos, y las pensamos en relación con otras prácticas. Ahora bien, ¿es posible pensar al turismo como una oposición al mundo del trabajo? La respuesta es, desde ya, que no; lo que tenemos es una relación particular, que tiene profundas raíces sociales e históricas. Justamente, fue la consolidación de un modelo laboral basado en las relaciones formales entre empleador y empleado las que permitieron fundar esa institución social que son “las vacaciones”. En ese sentido común, los trabajadores tenían derecho a tomarse vacaciones en una época determinada del año, en la cual pudieran compartir un viaje de descanso con su familia.

Más allá de que en realidad no hay oposición, desde este punto de vista, entre mundo de trabajo y vacaciones, hay otro punto interesante. ¿De qué manera la actual precarización de los puestos de trabajo y el debilitamiento de las relaciones formales entre empleadores y empleados puede modificar al segmento del turismo y las vacaciones? Ya estamos viendo algunas consecuencias: viajes más cortos, en épocas del año antes infrecuentes, son algo bastante común para una cierta porción de la población. A la larga, esto terminará en un debilitamiento de otra práctica usual en el mundo turístico: la existencia de una temporada “alta” y otra “baja”.

Esto ya está pasando, pero una manera muy lenta. La decadencia de la “temporada alta” es un proceso de tiempos largos, que puede ser articulado con los cambios en el mercado de trabajo y las dinámicas familiares. El modelo de “vacaciones pagas” en una época fija del año se hizo con una imagen en la cabeza: existían familias con lazos extensos en el tiempo, que se movilizaban en las vacaciones gracias a que uno o más miembros del grupo contaban con empleos fijos. Hoy, con índices de divorcio en alza, nuevas formas de reconstitución de los entornos familiares, y empleos cada vez más informales, las cosas son más complejas.

A diferencia de los analistas que hablan de manera muy sensacionalista del “fin del turismo” o del “adiós a la familia”, creo que estos procesos de reinvención de los espacio de ocio y pertenencia llevarán muchos años. Por un largo tiempo, seguiremos hablando de “temporada alta”. Al fin y al cabo, la mayor parte de la gente que se separa sigue, con todo, formando familias, lo que habla de la persistencia de un modelo. Y a pesar de la precarización del empleo, todavía los trabajadores suelen acceder al derecho a un descanso anual -bajo qué condiciones, eso es algo cada vez más difícil de generalizar.

Y si alguien tiene alguna duda, que salga un rato a pasear por esta Buenos Aires que ha quedado casi desierta en enero, mientras los pasajes a cualquier lado -y no exagero cuando digo “cualquier lado”- se agotaban por completo. Al fin y al cabo estamos en vacaciones, ¿no?.

Written by:

12 Comments

  1. Enero 19

    Yo soy una defensora a ultranza de viajar en temporada baja, ms que nada porque los precios son bajsimos.

    El viajar y las vacaciones laborales supongo que van tan unidos por la necesidad de evasin. Poca gente conozco que en vacaciones no viaje, incluso se le mira como un bicho raro: De verdad no vas a ningn sitio estas vacaciones?

  2. Jorge
    Enero 20

    S, el que tiene que dar explicaciones es el que se qued :). Porque convengamos que uno es medio un bicho raro si no se toma vacaciones… Aunque yo detesto ir en estas pocas del ao a destinos muy tursticos. Eso es descansar? Pelearse por un pedazo de playa, hacer cola en todos lados, etc? No gracias, Buenos Aires ahora est linda y desierta.

  3. Enero 21

    Creo q uds. no han pensado en la gran cantidad de gente q no dispone de dinero en sus vacaciones, cuando las tiene, claro. Han oido hablar del subempleo? del autoempleo? lo q aqui ha venido a llamarse el mil-oficios? quizas es algo q a primera vista no tiene q ver con el turismo, pero yo pienso q si.

    solemos hablar solo de nuestro circulo de familiares, amigos, conocidos, lo q suele denominarse aca “la gentita”; el resto es ignorado. Pero cuenta.

    Como puede evadirse turisticamente el q no tiene recursos? no tiene derecho de hacerlo?

    A proposito de lo de la playa, me ha hecho recordar algo q lei en los periodicos hace un par de dias, las playas de los barrios veraniegos del sur de lima estan siendo seccionados en sector de residentes y sector visitantes, no se quieren mezclar, y este problema es complejo, los 2 grupos tienen algo de razn, pero resulta q en el Per esta prohibido tener playas privadas, o al menos hasta hace un tiempo era as, (quizas me he desactualizado en legislacin).

    ah, y creo q aca no se da masivamente lo de temporada de vacaciones, claro, en los 3 meses del verano todos van a la playa como borregos, pero salir de vacaciones al mismo tiempo, pues no, solo lo habia oido de Espaa.

  4. Jorge
    Enero 21

    Juan, desde ya que soy consciente del tema de que hay gente que no tiene recursos para irse de vacaciones, porque por ejemplo no tiene un trabajo fijo. En Argentina hay una enorme desocupacin y el tema no puede ser ignorado. Pero al mismo tiempo, en la primera quincena del ao ms de 300 mil personas pasaron sus vacaciones en las playas de este pas, y el tema del turismo se ha reactivado de una manera impresionante. Tener conciencia de la existencia de la desigualdad econmica en nuestros pases no significa que debamos desatender un fenmeno tan importante a escala global como son los distintos tipos de movilidades, de las cuales el turismo es slo una expresin relevante. Por eleccin, este blog tiene como uno de sus temas centrales el tema del viaje, y dentro de l no podemos obviar un punto central: la cantidad de gente que ha movido en estas vacaciones, al menos en Argentina, ha sido muy significativa. En serio, no hay pasajes a ningn lado. Eso no significa que en la Argentina las cosas estn bien; sigue habiendo muchsima gente sin empleo, con hambre, sin acceso a oportunidades mnimas de ascenso social, con salarios vergonzosos. Y algunas de estas formas de la explotacin de la pobreza se dan incluso en el turismo, como hemos visto en el caso del turismo sexual. Lo que necesitamos, en esto creo estamos de acuerdo, es que la gente tenga trabajo con salarios que le permitan mantener con dignidad a su familia, y poder tomarse un descanso todos los aos.

  5. Jorge
    Enero 21

    Juan, en el caso de las playas del sur de Lima, hay algn tipo de conflicto socioeconmico evidente en la aparicin de estas playas privadas? La divisin entre playas para residentes y para visitantes obedece a algn corte social, del tipo ricos / pobres?

  6. Jorge
    Enero 21

    Juan, muy interesantes esas notas. Me parece que algunas cosas que aparecen all se dan en toda Amrica Latina. Por un lado, la apropiacin privada de espacios pblicos, como el caso de Naplo. En segundo lugar, los abusos de las municipalidades por conseguir dinero de donde sea, como en este caso cobrar un monto realmente muy alto por estacionar. Tercero, la poltica corrupta de privatizaciones, que vendi o privatiz todo y lo entreg a empresas que cobran tarifas desmedidas por sus servicios.

    En el fondo, estamos hablando de poltica. Los gobiernos latinoamericanos, por desgracia, nos tienen bastante acostumbrados a este tipo de cosas :(

  7. Jorge
    Enero 21

    Ahora voy con el tema de la oposicin entre turismo y trabajo / vida cotiadiana. Desde el punto de vista del actor social -lo que los periodistas llamaran “la gente comn”- es obvio que estn opuestos. Pero en tanto analista social -mi trabajo como investigador en la Universidad- no los veo como opuestos, sino en relacin. Explico porqu:
    <li> Porque las vacaciones slo surgieron como producto del mercado laboral
    <li> Porque la forma en que se ofrecen los productos tursticos -duracin, costos- est en directa relacin con el hecho de saber que la gente tiene un perodo acotado de tiempo libre.
    <li> Porque si el viaje est opuesto a la vida cotidiana, entonces no se entendera porque la gente compra souvenirs
    <li> Porque uno no slo es viajero en el viaje, sino tambin en la vida cotidiana
    <li> Porque la decadencia de la “temporada alta” no se debe a que los turistas cambiaron, sino a que cambi el mercado de trabajo.

    S que es un punto de vista un poco complejo, pero me encanta ir en contra del sentido comn. De jodido que soy, noms :).

  8. Enero 21

    Jorge: Retomando una de las preguntas q planteas en el post, pues no creo q el turismo sea una oposicion al mundo del trabajo, es mas bien un complemento. Ya sabes, el concepto ese de recargar baterias. Por otro lado todos sabemos q cuando viajamos le estamos dando trabajo a otros, como puede ser entonces visto como algo opuesto, salvo en lo profundo de la psiquis de alguien?

    Ahora, recordemos que lo q conocemos como status esta bastante ligado al turismo, mucha gente viaja a algun lugar, solo xq es el sitio de moda, o simplemente para poder decir q en sus vacaciones fue a tal sitio famoso, implicando q otras pobres personas no pudieron hacer eso. Tampoco es lo mismo para tu status ensear tus videos de, x ejemplo, un tour por el Amazonas de 5000 $, en una embarcacin de lujo, rodeado de extranjeros, varios de ellos famosos, que mostrar tus fotos surcando el rio en, a lo mucho, un modesto deslizador. En fin, la gente es as, y quizas si no fuera as no habra negocio.

    Por otro lado, claro q estamos de acuerdo en lo q planteas, es ms, creo q hice una lectura un poco ligera de tu texto, puesto q tu ya habias planteado el tema de la precariedad de las actuales relaciones laborales, o su informalidad, como le decimos x ac. En todo caso tmalo como lo que es, un comentario.

    Sobre lo de las playas, te remito a la fuente: http://www3.larepublica.com.pe/2004/ENERO/pdf18/locales.htm

    El artculo se llama “Especial : Pesadillas de Verano”, primero tratan el tema de los peajes, y luego de lo q coment. Leelo y hablamos.

  9. Jorge
    Enero 21

    ltima aclaracin: cuando hablo de relaciones entre turismo y trabajo, me refiero bsicamente a relaciones histricas, polticas y sociales.

    Ah, y todava no pude mirar mucho esos avisos publicitarios que me mandaste, Juan. Te los debo.

  10. Enero 22

    Me han surgido unas preguntas curiosas q no me habia planteado antes. Desde cuando existe el turismo tal como lo conocemos?, x q el trabajo ha existido siempre, pero bajo diversas formas y no seria exagerado decir que antes del siglo XX lo q habia era explotacin mas que trabajo. Cuando empiezan las hordas de turistas a vagar por el mundo? Cuando hay una clase media bien remunerada? No exista ese deseo de movilidad en la antiguedad? Quienes eran los turistas de esa epoca? los aventureros? los militares? los comerciantes?. Disculpa tanta pregunta pero sabes que no soy especialista en el tema, si curioso. Ademas me gusta comentar en tu pagina, asi me leen mas q en la mia, jajajaja. Que a proposito no esta disponible ahorita, espero no sea nada grave, di RVR?

  11. Julio 15

    Evidentemente las vacaciones han existido desde tiempos inmemoriables, pero ocurre que si nos remontamos unos mil años nos encontramos con civilizaciones en las que solo las partes mas poderosas gozaban de dichos privilegios, además está el tema de la exclavitud.

  12. Ricardo
    Noviembre 13

    Vacaciones es un concepto muy antiguo, aunque en algunos lugares y civilizaciones es realmente nuevo. En realidad vacaciones es un termino asociado a tiempo libre y por otro lado esta el concepto turismo que lo asociamos mas a viajes para enriquecernos culturalmente o para descansar y disfrutar de los atractivos de todo tipo que nos ofrece un entorno distinto al habitual en que solemos movernos. Hoy en dia lo que mas valora el 85% de la poblacion es el tiempo libre y una vez que lo obtienen unos lo consumen dejandolo pasar y otros lo aprovechan de diferentes maneras, dos principalmente:
    Asuntos propios: es decir, mas trabajo pero diferente al habitual.
    Viajes: Hay millones de destinos y amplisima oferta para salir de viaje y cada dia mas estamos buscando novedades porque lo tradicional empieza a aburrirnos. Nosotros creemos que el futuro en el sector de los viajes esta en los destinos y oferta nuevos y diferentes, el problema de esto es que son nuevos por poco tiempo por eso hay que estar constantemente innovando para que el cliente, cada vez mas exigente, encuentre algo que le satisfaga y se salga de lo convencional.

Comments are closed.